La maternidad/paternidad hace que tus prioridades den un giro de 180 grados y pone en el centro de tu mundo a esa personita que ha llegado a tu vida para hacerte la persona más feliz del universo.

Pronto te darás cuenta de que una de las primeras cosas que cambiará es tu hogar, que se llenará de color, de juguetes, de mantitas y de absolutamente cualquier cosa que tenga que ver con tus peques. Así que tu hogar, en definitiva, tendrá que convertirse en un lugar “kids friendly” tanto por su seguridad como por la tranquilidad y el confort de toda la familia.

¿Qué podemos hacer para conseguirlo?

Seguridad infantil

Los niños son niños, y su curiosidad hará que acaben tocando casi todo lo que les rodea en casa; recuerda que la responsabilidad de que algo que está a su alcance pueda hacerle daño no es suya, sino de sus papás o cuidadores.

Tomar medidas para protegerles de todas aquellas cosas que podrían hacerles daño es algo fundamental cuando empiezan a mantenerse de pie por sí mismos y/o a caminar. Probablemente sea un poco incómodo, pero serán medidas temporales. Algunas de las más importantes son:

Poner protectores en los enchufes, esquinas de muebles y puertas.

– Poner seguros en las puertas de los armarios para que no puedan abrirlos.

Quitar los objetos peligrosos de su alcance, desde cubiertos y menaje hasta elementos decorativos que puedan romperse fácilmente, así como piezas pequeñas que puedan llevarse a la boca. Lo mismo con los productos de limpieza o cosméticos.

– Poner barandillas al principio/final de las escaleras.

– Poner barandilla en el lateral de la cama para evitar posibles caídas.

-, Poner una base antideslizante en las alfombras.

Mobiliario y decoración

El interiorismo está para servir a nuestras necesidades teniendo en cuenta nuestros gustos y, en este caso, también los suyos. Algunas recomendaciones clave son:

– Compra un colchón pensado específicamente para ellos, que sea confortable y pueda acompañarles en su correcto desarrollo y crecimiento (las características del colchón variarán entre bebés y niños). También es clave que sea altamente transpirable y que sea de materiales antialérgicos.

– El mobiliario también debe ser cómodo y estar adaptado a su edad. Para los primeros años, el mobiliario Montessori es una excelente opción ya que está planteado a su medida y facilita el desarrollo de su autonomía; las torres de aprendizaje son también muy recomendables. Pocos años después, tendrás que adaptar de nuevo el dormitorio a su tamaño y a sus necesidades de estudio.

– En una edad en la que se pasarán horas jugando en el suelo (haga frío o calor), las alfombras son grandes aliadas de los papás y mamás. Puedes optar por alfombras de goma eva o espuma suave o por las tradicionales de tejido (estas últimas, eso sí, probablemente acumularán más el polvo y serán menos fáciles de limpiar). Colocada al lado de la cama también ayudará a protegerle de posibles golpes en caso de caída.

– Haz lo posible por tener en cuenta también su gusto a la hora de decorar su dormitorio… ¡es su pequeño territorio!

– A excepción de las lámparas de escritorio, la iluminación en su dormitorio debe ser cálida. Recuerda poner a su alcance también luces auxiliares para que, si se despiertan por la noche, puedan ir a hacer pipí o a buscar a papá y mamá sin peligro.

Probablemente haya muchas otras ideas que añadir a esta lista. ¿Las compartes con nosotr@s?

PRODUCTOS RECOMENDADOS

Cojín Bubbles

15,95 

Colgador infantil Cusco

6,95  4,95 

Colgador infantil Llama

6,95  4,95 

Guirnalda de luz azul 10 bolas

13,95  11,95 

Guirnalda de luz Pastel 10 bolas

13,95  11,95 

Lámpara quitamiedos Cloud

9,95  6,95 

Lámpara quitamiedos Star

9,95  6,95 

Mueble guarda juguetes Cloud rosa

42,95  39,95 

Organizador infantil Fox

9,95  5,95 

Perchero infantil Bunny

9,95  7,95