Actualmente el tiempo es uno de los bienes más preciados. Eso explica por qué solemos pasar el día nervioso@s, acumulando estrés por acabar a toda prisa nuestras tareas tanto en el trabajo como en casa. Es por ello que la decoración relajante, la que se apoya en un ambiente zen, está más de moda que nunca por lo necesaria que resulta.

Si quieres que tu hogar te ayude a descansar bien, ser optimista y desconectar de todos los problemas, te recomendamos poner en práctica una serie de consejos que nacieron en el siglo VI a.C. en la India, aunque no llegaron a Occidente hasta finales del siglo XX. La filosofía zen es todo un alivio.

Prepara el dormitorio

Si hablamos de descanso y de encontrar esa paz que tan bien nos sienta a tod@s, no podemos descuidar el dormitorio, que es una de las estancias clave de nuestro hogar por ser la que nos brinda unas horas de tregua. Compra un buen colchón y una buena almohada, ventila bien la habitación y olvídate del teléfono móvil. Añade plantas y elementos de color verde que evocan la naturaleza para que los niveles de estrés disminuyan. Notarás el cambio desde el primer día.

dormitorio

Espacios despejados

Los ambientes diáfanos son los que mejores vibraciones transmiten. Dejan que fluya la energía positiva y evitan que la luz natural se vaya perdiendo entre obstáculos y separaciones que muchas veces son innecesarias. Si puedes, elimina algún tabique para unir espacios como la cocina y el salón o el salón y el comedor. No solo mejora la luminosidad, sino que también lo hace la comunicación entre las personas que comparten techo.

Plantas de interior y textiles naturales

Si eres de l@s que viven en la gran ciudad, seguro que agradecerás sentirte cerca de la naturaleza a través de la decoración. Para ello, lo que puedes hacer es introducir plantas de interior en cualquier estancia y decorar con textiles naturales como el lino, el algodón orgánico o el yute. Las plantas refrescarán tu hogar y con las fibras naturales ganarás calidez, así que la mezcla será muy positiva.

fibras-naturales

Rodéate de mensajes optimistas

El poder de las palabras es sorprendente. Nos ayuda leer frases que transmiten buenas vibraciones, que nos motivan y nos ayudan a afrontar el día a día con ese optimismo tan necesario para ser felices. Para crear un ambiente zen, proponte leer todos los días palabras como «relax», «Hakuna Matata» o «Family». Parece una tontería, pero te recuerdan que debes vivir relajado y con una actitud positiva pase lo que pase.

Sé ordenad@

Pocas cosas te ponen más de los nervios que ver una habitación desordenada, ¿verdad? Para evitar que eso pase, no tendrás que convertirte en una gurú del orden como Marie Kondo, pero sí tendrás que valerte de una serie de hábitos y ser responsable a la hora de mantener el orden. El relax, como hemos dicho anteriormente, pasa por crear ambientes despejados, algo que es incompatible con el desorden.

orden

Menos es más

Puede que el minimalismo no sea tu estilo decorativo favorito, pero lo cierto es que sus principios básicos ayudan a crear un ambiente zen. Favorecen el orden del que acabamos de hablar porque no acumulamos tantos objetos. Por otra parte, también nos ayuda a que las habitaciones se vean despejadas por no abusar de muebles y objetos decorativos innecesarios.

Decoración zen

Vale, todo lo que hemos dicho hasta ahora está muy bien y es probable que ya lo supieras. Por eso hemos querido añadir un punto extra en el que hablar de productos de decoración zen como los que puedes ver justo debajo de estas líneas. Budas, elefantes, portavelas, velas aromáticas que ayudan a relajarse, elementos naturales como la arena o las conchas del mar… Verás como cambiando lo que tienes a tu alrededor consigues crear un oasis impregnado por el espíritu zen.

PRODUCTOS ZEN RECOMENDADOS

Figura Buda Asana

16,95  13,95 

Figura Buda Ilumina

10,95  7,95 

Tapiz Chiang Mai

9,95  7,95 

Vela Cleo

5,95  4,95 

Vela Nilo

5,95  4,95 

Velas Love

8,95  7,95